domingo, 21 de octubre de 2007

Día 14 del séptimo ciclo

Día de ir al laboratorio para los exámenes de esta semana. Al entregar la orden, la señorita me dijo que los resultados no estarían para hoy porque tenían problemas con el sistema desde ayer, cuando por la fuerte lluvia tuvieron varios bajones de corriente. Le dije que los necesitaba para mañana temprano. Espero que estén a tiempo: mi cita es a las 9:30.

Fuimos a desayunar al Parque del Este, al Restaurant ecológico Las Corocoras. Tan ecológico es, que las corocoras caminan entre las mesas. La segunda vez que fuimos al chi-kung habíamos desayunado allí, y nos encantó por el ambiente tan fresco y natural que lo rodea. ¡El café estaba máaaaas bueno! (el único que me estoy tomando a la semana). Allí nos leímos casi todo El Nacional.

Para el almuerzo preparamos un minestrone sincrético (con ocumo, yuca y bolitas de masa de maíz como las que le ponía la mamá de Carmen al mondongo).

En la tarde estuve ocupándome un rato de la migración del Moodle que uso para los cursos que vengo dando para los Pedagógicos a un nuevo servidor: de Windows a Linux, para tratar de que funcione más rápidamente y dé un mejor rendimiento: ya casi está listo. Tuve algo de problema para exportar la base de datos MySQL, pero por fin lo logré.

Mañana comienzo mi octavo ciclo. El miércoles ya habré cubierto las dos terceras partes del tratamiento: 8 de 12. El 19 de diciembre me retirarán por última vez la bomba de infusión (¿ya lo había dicho?). Ya tengo lista la bolsita con todo lo que tengo que llevar. Pasaremos primero por el Urológico a ver si tenemos suerte y está listo el resultado del TAC que me hice el martes pasado.

11 comentarios:

  1. Es muy poco lo que falta Gran Gu, para culminar esta etapa. Si volviste a las Corocoras,debe ser porque la comida es buena ¿cierto? Mi cuaima y yo acostumbrábamos almorzar alli al terminar el Pakua. Se comía muy sabroso, a precios de risa, (Almuerzo con jugo y postre 12mil bolos chamo, y el almuerzo era pabellón, asado negro o milanesa de pollo con 3 contornos y te hablo de Mayo de este mismo año) sumándole el ambiente, por supuesto. En eso cambiaron de dueño y aquéllo se volvió un desastre. La comida fría, los jugos eran agua con un par de gotas de algo indeterminado que ellos llamaban fruta, (casi que podías apostar para ver si alguien adivinaba de qué era el jugo) no había quién atendiera, y el precio aumentó algo así como el 150% así que decidimos no volver. La segunda vez de tu chi kung, cuando los acompañé a comer, o más a bien a "sobremesear", creo (no estoy seguro) que ooooooooootra vez habían cambiado de dueño ¿ahora se come bien?

    ResponderEliminar
  2. Sí, chamo, ya estoy casi a 1/3 de terminar.

    En Las Corocoras hemos desayunado bien. Tienen de esos desayunos con arepa, carne mechada, pollo o vegetales guisados, con perico, caraotas y queso rallado (eso no se puede acompañar con té verde, y menos un domingo). Para el almuerzo no sé decirte, porque la carta que nos traen a la mesa es la de desayunos.

    ResponderEliminar
  3. Hola Amigos, es verdad don Ale, cuanto camino recorrido, entre aventura y aventura, pasa volando el tiempo. Que suerte!!! poder compartir esto contigo.

    Quisiera contestarles algo que me quedo pendiente hace unas semanitas, es sobre el mate cocido, es parecido, y con cedron( es un yuyo no se de que origen)es mas rico...y acompañado de pan caserito....hummmm ni les cuento.La yerba Cruz Malta es buena, particularmente me parece fuerte, asi que dejo que el mate se lave un poco y luego lo tomo. Hay muchas yerbas con diferentes sabores y aromas.
    En cuanto a la sopa de pollo se la voy a preparar a mi amiga.
    Pregunte sobre los problemas de ancia porque todos dicen que se presentaran y queria saber alguna manera de evitarlos o atenuarlos, gracias a todos por responder a mis inquietudes

    Bueno les cuento que el 3 de noviembre participo d un torneo de voley, asi que me estoy entrenando un poco...
    Gracias tibu por tus traducciones, pregunto cuaima es esposa?

    PD: me parece que de a poco me estoy haciendo amiga del te verde...con el rojo probare mas adelante...
    abrazos para todos. claus

    ResponderEliminar
  4. mejor quedate con el verde Claudia!
    Sip, cuaima es "esposa". Aunque todas las esposas niegan rotundamente ser cuaimas, es obvio y evidente que mujer que no sea "cuaima" pues es hombre. Y las mujeres que no son "cuaimas" pues yo las catalogaria como "pre-cuaima" o "post-cuaima", en el caso especifico de las mujeres viudas o divorciadas. Mientras, podriamos llamarlas "cuaimas en potencia" o, ahondando, la verdad no se cual categoria corresponda. Creo que es algo digno de estudio. Seguro estoy de que las damas que lean esto no estaran de acuerdo, pero cuaima es cuaima!

    PD: es de recordar que la esposa ese ser maravilloso que nos alienta y acompaña en todos nuestros problemas, problemas que no tendriamos si no nos hubiesemos casado...

    ResponderEliminar
  5. Claus:

    En España hasta la recién nacida del Príncipe de Borbón es la Infanta Doña Sofía, pero en Venezuela Don Ale suena a viejo -que no lo soy, mientras no me lo sienta- ¿Qué tal Ale, a secas? ¿O Alejo? Me gusta más.

    Es verdad, el tiempo ha pasado volando. Ya me veo comiendo hallacas en diciembre. Las conoces?: es el plato tradicional navideño en todo el país. Hay tantas variedades como regiones en Venezuela. Nos reunimos, como muchas familias, a prepararlas unos días antes del 24. Mi mamá dirige el proceso y trabajamos sus hijos y nietos, a veces en mi casa, a veces en la de Enrique, otras en la casa de ella. Suelen ser dos días de trabajo y lo pasamos muy bien.

    Buscando en Internet, veo que el cedrón también es conocido como hierba luisa, que sí se consigue por aquí en tiendas naturistas. Probaré entonces el mate con cedrón.

    Yo creo que no tienen por qué presentarse necesariamente problemas en las encías. Cuando he tenido aftas o, como ahorita que siento la lengua como quemada, y la doctora me encontró unas burbujitas mínimas, tengo que hacerme unos enjuagues por un minuto, cuatro veces al día, con una mezcla a partes iguales de Maalox (un antiácido), Nistatina (para tratar infecciones por hongos) y Benadryl (un antihistamínico), una cucharadita de té de cada uno. De todas maneras, si ella siente cualquier molestia, que no deje de consultarlo con su médico.

    Creo que Tibu no te dijo el origen del término cuaima, sino su segunda acepción. Cuaima es un tipo de serpiente. En el blog De cualquier vaina encontré el artículo Qué es ser cuaima.

    Por otra parte, el Tibu, a pesar de lo que dice sobre las cuaimas, es todo un varón domado. Seguramente escribe todo eso porque sabe que su cuaima no lee este blog.

    Un abrazo,
    Alejo

    ResponderEliminar
  6. No lo lee, aunque tiene la direccion (yo mismo se la di) Creo que lo ha leido alguna vez (no estoy seguro) y debo corregirte, esa no es la segunda acepcion,es la PRIMERA, o sea la mas importante!
    Claudia: En vez de "don" mejor llamalo "Gran Gu" (diminutivo de Gran Gurú) que le sienta mejor.

    PD: Julia, los naufragos siguen perdiendo. Ni los tibus han arrancado nunca con un record tan malo!

    ResponderEliminar
  7. Hola Alejandro:
    Que bueno que mencionas lo de las hallacas. Julio y yo llegamos a Caracas el 19 de diciembre. Espero que este año si nos esperen para hacerlas. Incluso podriamos mostrar las fotos y asi Claudia se da una idea de lo bueno que es prepararlas y comerserlas.
    Que comico que cites el blog de cualquier vaina, en ese blog escribe uno de mis mejores amigos (Ciro Pepe), que es super elocuente.
    Por cierto, Jorge se ve super bien en esa foto de su cumple.Muchos saludos a todos,
    Un beso gigante,
    Valeria

    ResponderEliminar
  8. Valeria:

    Estamos contando contigo para las hallacas. Sabemos lo que disfrutas participando en esos días tan bonitos. Debes haber leído en la entrada del domingo pasado que el 19 termina mi quimioterapia. Tendremos que programar las hallacas para el 22 y 23 que son sábado y domingo para que mis muchachos puedan participar también. Y entre el 20 y el 21 vamos a Quinta Crespo a hacer las compras (¿vienes tú también al mercado?). ¡Claro que postearemos las fotos! Tal vez Claudia podrá mandarnos una que otra foto de su fiesta navideña argentina.

    El blog de cualquier vaina ni lo conocía, lo encontré buscando lo de las cuaimas, ¡qué cómico!

    Jorge se ve bien y se siente cada vez mejor: ya está trabajando completo, está caminando y empezando a trotar. En estos días lo escuché decirle a un amigo: "Ahora es que me doy cuenta de lo escoñetao que me sentía" (perdón por la palabrota, pero si la cambio no suena igual).

    Muchos besos,
    Alejandro

    ResponderEliminar
  9. Me encantaria ir al mercado con Uds. Luego cuadramos detalles.
    Pues la hechura de hallacas va a ser super-especial entonces, muchas cosas buenas que celebrar.
    Me habia comentado mi papa lo de Jorge, que ahora es que se dio cuenta que antes no estaba tan bien. Que bueno que todo paso....
    Increible lo poco que falta para tu tratamiento, espero que no se te haya hecho muy lento.
    Ya me encargue de inflarle el ego a mi amigo Ciro, asi que me pidio que le mandara el link de tu blog.
    Otro beso,
    Valeria

    ResponderEliminar
  10. Alejandro,

    Primero que nada, te deseo mucha suerte en este proceso de recuperacion!!

    Ademas, muchas gracias por citarme; eso me estimula para seguir escribiendo!

    Gracias tambien a Valeria por el piropo!

    Saludos

    ResponderEliminar
  11. Ciro:

    ¡Qué iba a imaginar que al topar con tu post Qué es ser cuaima? en tu blog De cualquier vaina me estaba encontrando con un amigo de Valeria!

    Bien interesante tu artículo. Por eso lo cité para Claudia, la amiga argentina que preguntaba por el término.

    Muchas gracias por tus buenos deseos por mi salud. ¡Todo va muy bien!

    Y gracias a mi sobrina Valeria por inflarte el ego merecidamente, estableciendo este contacto entre nosotros.

    Un abrazo

    ResponderEliminar

Te invito a enviar un comentario con tus impresiones sobre mi blog, para compartirlos conmigo y con los demás lectores (si los hay).

¡Muchas gracias!
Alejandro