jueves, 18 de marzo de 2010

Dave Barry: Un viaje a través de mi colon... y el tuyo (y 3)

Y aquí está la tercera entrega del artículo de Dave Barry:


"¿Quieres que le suba el volumen?" dijo Andy desde detrás de mi [a Dancing Queen de Abba].
"Ja ja", respondí.

Y entonces llegó la hora, el momento que había estado temiendo por más de una década. Si eres aprensivo, prepárate, porque te voy a decir, con todo detalle, exáctamente cómo fue.

¡No tengo idea!. ¡Es verdad!. ¡Dormí todo el tiempo!. En un momento dado Abba estaba gritando "¡Dancing queen! Feel the beat from the tambourine..."

...y al siguiente, yo estaba acostado en la sala de al lado, despertándome apaciblemente. Andy estaba mirándome y preguntándome cómo me sentía. Me sentía excelentemente. Más todavía cuando Andy me dijo que ya todo había pasado y que mi colon estaba de maravilla. Nunca me había sentido más orgulloso de uno de mis órganos internos. Pero el asunto era: además de haber sido un cobarde para todo lo que tuviese que ver con los médicos, era además un completo imbécil. Por más de una década había estado evitando un examen que era, estrictamente, nada. No hubo nada de dolor y, salvo por el MoviPrep, ni siquiera incomodidad. Estaba poniendo mi vida en peligro por nada.

Si mi hermano Sam hubiése sido tan estúpido como yo -si, al llegar a los 50, hubiese ignorado las recomendaciones médicas y evitado hacerse ese examen- todavía tendría cáncer. Ni siquiera lo sabría, y para el momento en que lo hubiese sabido, cuando sintiese los síntomas, su situación hubiese sido mucho, mucho más seria. Pero gracias a que es una persona madura y consciente, los médicos pudieron atacar el cáncer a tiempo, operarlo y extirpárselo. Sam está en recuperación y alimentándose con cosas que él dice que no saben absolutamente a nada. Su pronóstico es bueno, y todo el mundo está optimista, con los dedos cruzados, tocando madera, y todo eso.

Lo que nos trae a tí, Sr. o Sra. De-Más-De-Cincuenta-Que-No-Se-Ha-Hecho-Una-Colonoscopia. Éste es el trato: o tienes cáncer de colon, o no lo tienes. Si lo tienes, una colonoscopia permitirá a los médicos encontrarlo y ocuparse de él. Y si no lo tienes, créeme, es muy tranquilizador saber que no lo tienes. No hay una buena razón posible por la que que no te la hayas hecho. Insisto tanto en que te la hagas, que voy a hacerte una Oferta Exclusiva por Tiempo Limitado. Si después de leer esto, te haces una colonoscopia, házmelo saber enviándome un sobre con tu dirección dirigido a Dave Barry Colonoscopy Inducement, The Miami Herald, 1 Herald Plaza, Miami, FL 33132. Yo te lo devolveré con un certificado, firmado por mi, y listo para que lo hagas enmarcar, que dirá que eres una persona madura que se hizo una colonoscopia. Acompañará al certificado un cuadradito de papel higiénico de edición limitada, impreso con la imagen de Paris Hilton. Podrás enmarcarlo también, o usarlo de cualquier otra manera que se te ocurra. Pero aún si no aceptas mi oferta, por favor hazte una colonoscopia. Si yo pude, tú puedes. No lo pospongas. ¡Háztela de una vez!

Asegúrate de dejar bien claro que quieres la versión no-Abba.



[Valdría la pena hacer leer esto a nuestros familiares y amigos, ¿no les parece?. Alejandro]

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Te invito a enviar un comentario con tus impresiones sobre mi blog, para compartirlos conmigo y con los demás lectores (si los hay).

¡Muchas gracias!
Alejandro